Ruiz y Terra repiten podio

admin 15 abril, 2011 0

La segunda jornada de los Campeonatos de España de esquí alpino ha sido casi como una repetición de la primera. Como el miércoles en el Súper Gigante, los campeones del Gigante tiene el mismo nombre y apellido: Ferran Terra y Carolina Ruiz. El podio también ha tenido a los mismos protagonistas, sólo que los que ayer fueron plata (Paul de la Cuesta y Andrea Jardi) han cambiado el color de su metal con los que habían sido bronce (Pol Carreras y María José Rienda).

En la zona de meta en la segunda manga femenina se han vivido momentos muy emotivos cuando ha cruzado la línea de llegada María José Rienda que ha disputado hoy su último gigante. Mañana será ya la última jornada con el Slalom.


Foto (Alejandro Molina): Rienda con Albert Soler, MªJosé López (directora de Cetursa) y Eduardo Roldán
 
El gigante del jueves ha sido especial en muchos sentidos, por una parte por ser el último de la mejor esquiadora española en Copa del Mundo y por otra, por la gran cantidad de amigos que la han felicitado al terminar la competición. Entre ellos estaba el nuevo secretario de Estado para el Deporte, Albert Soler, que ha querido estar presente en un momento tan especial y que esta tarde acompañará a la deportista, junto con Eduardo Roldán –presidente de la RFEDI- en la rueda de prensa que se realizará en el hotel Telecabina de Sierra Nevada a las 16:30.

Soler ha querido destacar la gran carrera deportiva de la granadina y el éxito organizativo de estos Campeonatos de España. El secretario de Estado ha felicitado también a Carolina Ruiz por la victoria y ha recordado que desde el Consejo Superior de Deportes se tiene plena confianza en el trabajo que la RFEDI está realizando con las nuevas generaciones de esquiadores entre los que ha destacado a los integrantes más jóvenes del podio del gigante.

El Gigante femenino tenía a tres candidatas claras que han copado el podio
y finalmente la victoria ha sido para la granadina Carolina Ruiz que es la que mejor se ha adaptado a las condiciones cambiantes de nieve.


Foto (Canito): Carolina Ruiz
 
Ya en la primera bajada, Ruiz, de 29 años, marcó la línea tanto a Rienda como a la tercera en el podio, la catalana Andrea Jardí, que había sido plata en el Súper-G del miércoles. Caro Ruiz bajó en 54s48, mientras que Rienda empleaba 54s65 y Jardí se iba a 55s57, demasiado como para luchar contra sus rivales en la segunda manga. Rienda arriesgó en la segunda manga pero una nieve transformada limitó su resultado ya que ella prefiere condiciones de nieve muy dura. Ruiz volvió a ser la más rápida con 57s18, para un total acumulado de 1m51s66, dejando muy lejos (1s81) tanto a Rienda (58s82 para 1m53s47) como a Jardí (58s77 para 1m54s34).
 
Aunque la ganadora fue Ruiz, Rienda fue la gran protagonista en la meta.Ha sido el último Gigante de una carrera que yo califico de estupenda. Creo que ha sido coherente y lo mejor que me podía pasar era acabar delante de mi gente. Me he emocionado mucho por el recibimiento que me han hecho a la llegada”, confesó Rienda. “La prueba ha sido complicada. De cara al Slalom de mañana, espero dar lo mejor de mí, pero sobre todo lo que pretendo es disfrutar y pasármelo bien en la última carrera de mi vida”.
 
Muy contenta estaba Carolina Ruiz, doble vencedora hasta hoy. “Estoy muy satisfecha, claro. He esquiado bien arriba, aunque tuve un pequeño problema en la directa del que supe salir bien. Era un Gigante en el que había que dejar correr los esquíes, y yo lo he conseguido. De cara al Slalom de mañana, hay que tener en cuenta que soy corredora de Descenso, pero voy a darlo todo”.
 
Menos contenta estaba Andrea Jardí, que reconoció que no lo hizo bien. “No ha sido mi día. Es cierto que estamos a final de temporada y el esfuerzo se nota pero eso es para todas las competidoras”, dijo la catalana con la autoexigencia que la caracteriza. Estoy muy ilusionada con el Slalom del viernes en el que espero hacer mi mejor resultado en estos Campeonatos de España”.

Ferran Terra consiguió su segundo triunfo imponiéndose en las dos mangas, bajando muy bien y aprovechando un grave error de uno de sus principales rivales, Paul de la Cuesta, con el que esta temporada ha compartido pruebas de la Copa del Mundo y Copa de Europa.


Foto (Alberto Caballero): Ferrán Terra

El catalán marcó en el primer trazado 52s25, a tan sólo 35 centésimas se situó Pol Carreras (52s60) y 38 mejor que De la Cuesta (52s63), por lo que las diferencias hacían prever una lucha intensa para la segunda manga. En la segunda manga Terra volvió a lo más alto con 53s46 para un total de 1m45s71 con un Pol Carreras que, a pesar de caerse de interior y recuperar rápidamente, se situó a 54s04 para 1m46s63 y De la Cuesta volvió a ser el tercero con 54s12 para 1m46s75.
 
Estoy muy contento, por supuesto. Ganar mi segunda medalla de oro es una satisfacción, y más en una prueba que no practico tanto durante la temporada, comentó un feliz Terra, que no le quitó mérito a sus compañeros de podio. “Ha sido una competición muy ajustada, en la que cualquiera de los tres podía ganar, por eso estoy muy feliz. De cara al Slalom de mañana, no tengo nada que perder y saldré a por mi tercer oro, aunque es una disciplina en la que casi no he competido, excepto en las combinadas, en los dos últimos años, ya que me he centrado en la velocidad”.
 
Pol Carreras también estaba satisfecho, puesto que a su bronce la víspera en el Súper Gigante que ganó Terra, ha unido hoy una plata. “En la primera manga no he sabido adaptarme al recorrido y no ha sido una buena bajada. Ya en la segunda, he salido a dar el máximo y he arriesgado hasta el límite", explicó. “En el muro he caído de interior, pero me he recuperado rápidamente. Estoy contento con el resultado y ahora, de cara al Slalom de mañana, pienso que tengo una gran oportunidad para conseguir el triunfo, ya que lo he estado entrenando”.
 
De los tres, el menos feliz era De la Cuesta, por obvias razones. En principio partía como hombre a batir, pero su fallo en la primera bajada le salió caro. “Estoy convencido de que si no llego a cometer ese error hubiese podido marcar distancias en la primera manga”, dijo el vasco. “En la segunda manga intenté recuperar lo que había perdido. Lo intenté, pero no fue posible. Me quedo con un bronce amargo, porque era mi gran oportunidad aquí. De cara al Slalom, aunque no renuncio a nada, sé que no tengo tantas posibilidades, porque no es una disciplina que haya preparado bien a lo largo de la temporada”.
 
En estos Campeonatos de España participan 160 esquiadores, 100 hombres y 60 mujeres, que en su mayoría representan a las federaciones territoriales. A pesar de la subida de las temperaturas durante los últimos días, Sierra Nevada acumula importantes espesores de nieve primavera.
 

Leave A Response »