Freeride en los 3 Valles. Primera Parte.

En diciembre de 2006 parte del equipo de Canalfreeski partió de camino de una de las estaciones más famosas del mundo: Los 3 Valles, que aglutinan con un forfait las estaciones de Courchevel, La Tania, Meribel, Mottaret, Les Menuires, Val thorens, Orelle y Brides Les Bains. Aunque no había mucha más nieve que en la Península, polvo no faltó…

FOTOS: Luis Pantoja
RIDERS: Alberto y Álvaro Pantoja

Dicen en mi pueblo “año de avispas, año de ventiscas”. Y a pesar de la abundancia de estos insectos, yo también voy a echar mano de la cultura popular, y es que “el refranero es un embustero”. Estábamos a finales de diciembre de 2006, y en nuestras montañas, y en las de otras cordilleras europeas, el verde era el color dominante.

El parte de nieve de los 3 Valles daba un espesor de entre 0 y 50 cm. Bastante escaso para nuestras intenciones de romper todos los fuera de pistas de la estación. Me animó el optimismo de mi amigo Jorge que aseguraba que nos va a caer un “paquetón” al llegar, aunque esta vez creo que pecó de iluso.

Núcleo de Val Thorens 2300.

Bueno, ‘from lost to the river’, o lo que es lo mismo: ya que no podemos retrasar nuestras vacaciones, cogemos la furgoneta y nos vamos. La llegada a la estación no nos augura nada bueno: el valle seco y a medida que ascendemos , sólo un espolvoreado blanco cubre las pistas. En el núcleo de Val Thorens, con 25 cm. de espesor, únicamente algunas palas fuera de pista nos permiten encadenar virajes con velocidad, ya que los tiburones (piedras ocultas cerca de la superficie) están al acecho. En este primer día los cirros se han ido espesando en altoestratos hacia el noroeste, lo que puede significar la llegada de un frente frío. Y lo que es más significativo: Jorge dice que puede oler la nieve que se avecina. Esa noche brindamos con champán no solo por ser fin de año, sino porque ha empezado a nevar con fuerza.


Nubes lenticulares que presagian mal tiempo sobre el Mont Peclet.

Me despierto y sigue nevando. Nos preparamos y ataviados como astronautas (espaldera, casco, máscara, gafas de ventisca, pala, sonda, arva, etc) salimos nerviosos a las pistas. Niebla, nieve y viento no pueden con nuestros ánimos, y a pesar de no distinguir el relieve, nos vamos saliendo tímidamente fuera de las pistas, pero próximos a ellas por el peligro de aludes.

Camino de Courchevel, una de las zonas más bonitas de los 3 Valles.

Tras dos días nevando, el panorama ha cambiado radicalmente: riesgo 4 de aludes. Volvemos a ceñirnos a los alrededores de las pistas en donde también observamos pequeños deslizamientos de nieve. Aun en estas zonas algo más seguras, estudiamos los riesgos de cada ladera, descartando su descenso o tomando todas las precauciones posibles: ir de uno en uno; parando en zonas seguras; no perdiendo de vista a los compañeros; vías respiratorias protegidas; pala y sonda en la mochila; arva conectado; etc. En las pendientes más empinadas las purgas espontáneas de nieve polvo son frecuentes, así que nos vemos obligados a deslizarnos por pequeñas palas en donde los deslizamientos son poco peligrosos. Aun a pesar de la niebla y el viento que persisten durante los días siguientes, el poder disfrutar de la nieve polvo cuyo espesor va en aumento, lo compensa todo.


Alud de placa de nieve polvo que a punto estuvo de provocar una desgracia.

El último día de esquí es de los de recordar: el sol hace brillar los cristales de nieve en las impresionantes laderas de “poder” que nos rodean.  Existe riesgo 4 ó 5 dependiendo de la orientación de las laderas, ya que el viento de la noche ha podido fabricar las temibles placas de viento. Con todos los sentidos puestos en las señales de alarma que nos ofrece el paisaje para detectar las zonas con más riesgo de aludes, vamos firmando ladera tras ladera desde Val Thorens hasta Courchevel.

Encontramos pendientes amplias, con algún que otro tiburón, que cada vez surcamos a más velocidad, dejándonos llevar por la adrenalina. En Meribel ya observamos algunas pequeñas avalanchas debidas al calentamiento del sol. Nos detenemos ante una ladera de las de quitar el hipo: inmensa, sin estrenar, perfecta. Pero el sol ha empezado a iluminarla. No me fío. Tras deliberar decidimos renunciar a ella no sin enfados de algunos. Mientras volvemos, nos cruzamos con otros tres riders que no dudan en lanzarse a por ella. Los dos primeros hacen que estemos muertos de envidia, pero el último rompe la placa y toda la ladera se le viene encima. Asustados podemos ver como milagrosamente sale indemne por un lateral del alud. Si le pilla en medio de la avalancha no lo cuenta, ya que las masas de nieve arrastradas son tales, que han hundido en parte la superficie helada del lago en donde se han acumulado.

Desde Saulire hacia la impresionante Aiguille du Fruit.

Aprendida la lección de “ante la duda …”ya sabéis, volvemos muy satisfechos y con más ganas que nunca de volver a estos tres valles tan impresionantes de los Alpes.

Datos de la estación:

Los 3 Valles se encuentran en la región de la Tarentais (Francia) a 95 Km del aeropuerto de Chambery. Está formada por la unión de las siguientes estaciones: Courchevel, La Tania, Meribel, Mottaret, Les Menuires, Val thorens y Orelle.

Su domino esquiable supera los 600 km de pistas, uno de los más grandes de los Alpes.
Tiene 283 pistas:
-Verdes. 51
-Azules: 88
-Rojas: 105
-Negras: 39

Sus remontes son modernos y de gran capacidad, con un total de 205, de los cuales 42 son telecabinas, además de algún funitel (remontes subterráneos).

Sus remontes te elevan desde 1300 m,  hasta una altitud de 3230 m, alcanzando los glaciares de  Peclet, Thorens y Pointe Renod. Debido a ello, y al gran número de cañones de nieve artificial, nos aseguran el buen estado de las pistas durante gran parte del año.
  
Una gran estación para todos.

Próximamente la segunda parte con ¡mucha más acción!

Share Post
Written by

Escribimos noticias de nieve desde 1997. Somos pioneros en los deportes de deslizamiento dentro de internet. Si quieres ayudarnos como colaborador, ¡¡escríbenos!!

Latest comments
  • parecen mu?ecos clik de famovil la foto de la monta?a.

    buen reportaje si se?ores 😉

  • Hicisteis bien en renunciar a esa ladera mu?equitos.
    El chico que sali? del alud por un ladito, se pod?a haber quedado all? para siempre.

LEAVE A COMMENT